sábado, 12 de junio de 2010

Once reflexiones del viaje a Italia

1)Los italianos son calentones. Mucho más que los argentinos, que a pesar de todo conservamos cierta discreción.
2)El famoso bidet argentino es una herencia italiana, igual que la pizza, la pasta, decir "¡aia!" cuando alguien te pisa en el subte y juntar los dedos para acompañar una pregunta.
3)Italia tiene excelentes quesos, fiambres y pastas. También, los mejores tomates. Los tomatitos Cherry italianos ("pomodorinos") son un nirvana de sabor.
4)O la pizza italiana es muy mala, o la que hacen en Ugi's es muy buena. El parecido entre ambas es notable.
5)Desde que existen las cámaras de fotos digitales, los japoneses ya no son los únicos que le sacan fotos a cualquier cosa.
6)La visita a negocios de souvenirs constituye el 30% de una visita a cualquier ciudad italiana.
7)Los souvenirs son todos iguales.
8)Observando los frescos del Vaticano, lleno de hombres musculosos semi desnudos, se entienden las inclinaciones sexuales de muchos sacerdotes.
9)Recordando que esos mismos hombres usan vestido y anillos, también.
10)Los argentinos de viaje siguen siendo tan notorios y desagradables como siempre, principalmente en el tipo pareja cincuentona de clase media "yo pago todos mis impuestos" o "si a este negro te lo encontrás en un callejón de noche salís corriendo".
11)Maradona, Messi, Milito y Lavezzi en muñecos, remeras y banderas; un afiche de un espectáculo de tango; remeras y posters del Che; otro afiche del musical Evita; otro afiche más, de un show sobre Gardel; una placa recordando que el General San Martín se alojó en cierto hotel de Roma; dos bifes de chorizo marca "carne Argentina" a 15 euros en un supermercado. Eso es todo lo nuestro que encontré en Italia. No está tan mal.

1 comentario:

Facundo Baez Rodriguez dijo...

....muy bueno los comentarios sobre la fuckin iglesia y los cincuentones narisita parada

PD: pasate por http://hoyesbastafuerte.blogspot.com/ .....el blog de un servidor