martes, 20 de abril de 2010

Justicia perseguirás

Una jueza arremete contra las empleadas de la oficina a donde van a parar los autos mal estacionados. Ella misma se dedica a perdonar las multas de los infractores; pero, aun así, pretende salir del aprieto con gritos y amenazas. Les dice "negritas", se jacta de su poder, les dice que las va a meter presas, parece una loca.
Otro juez considera que usar casco es una elección personal, un comportamiento que no afecta a terceros. No tiene en cuenta que la Argentina vive una emergencia vial nacional; que la sociedad apenas empieza a entender las normas de seguridad y los dobles mensajes pueden hacer perder vidas; ni que un enorme porcentaje de los gastos del Estado se destinan a la atención de personas que se accidentan por no usar casco.
Un fiscal desestima una denuncia porque, dice, el video de un robo no es prueba suficiente. "Todo el país lo vio, menos el fiscal", dice un noticiero de canal privado.
Es curioso que los medios de comunicación, que en los tres casos se ocuparon de expresar y multiplicar la indignación ante las acciones de miembros de la Justicia, acusen al gobierno de persecusión cuando propone poner la lupa sobre las personas que la conforman.
Los que no ven -los que no quieren ver- son ellos mismos.

1 comentario:

Andresen dijo...

Si un video no se presenta oficialmente como prueba entonces no lo es, sin importar cuanto gente lo vio...
En los medios hay siempre una opinión, se supone que la justicia debe ser imparcial... por eso no tienen que mezclarse.